Buenavida

Cada piel con su jabón

Aprende cuál es el que te conviene

buenavidaDigital

Foto: saludfacilisimo.com
Unos dicen que se trata de un invento, otros de un descubrimiento, tan antiguo como nuestra especie misma. Se dice que cada civilización grande lo ha tenido, pero que en sí ya ciertas comunidades cavernarias habían descubierto su efecto limpiador, mezclando cenizas con grasa.

Se sabe, por su parte, que uno de sus primeros centros fabricantes de lo que hoy se conoce como jabón fue en la ciudad de Savona, en el sur de Italia, y que de ésta se deriva su nombre. También se sabe que los jabones ahí hechos se vendían con su libro de instrucciones para su utilización.

La razón de ser de un jabón, es la protección de la piel, limpiando la superficie de ésta, barriendo con las células muertas evitando que agentes externos, penetren sus capas.

Es decir, que si la piel es un órgano protector, hablamos del protector del protector, por lo que esa muchas veces barata, sencilla y perfumada herramienta de higiene resulta ser algo muy importante.

Los jabones de por sí, deben tener un pH (es decir un balance ácido-base) neutral (entre 5 y 7).

Ahora bien, existen distintos tipos de piel, algunas muy grasosas y otras muy secas. Cada cual tiene su jabón.
Entre las distintas “especies” de estos se encuentran:


• Jabones comunes-Estos son sólidos y espumosos, hechos por lo general con sebo grasos, sodio y potasio.
• Humectantes-Estos suelen tener aceites vegetales (por lo general los jabones con hechos con grasa animal). Algunos otros poseen cremas humectantes o grasas enriquecidas con aceite de oliva u otro de origen vegetal. Entre estos también se encuentra el lamado aceite de glicerina (un líquido espeso y gelatinoso). Estos son muy útiles en el caso de las pieles secas o afcetadas por el uso de detergentes.
• Dermatológicos-Estos tienen sustancias sintéticas de limpieza, que son en extremo suaves y contribuyen a cerrar los poros, evitando así el acné y las espinillas. Están hechos para pieles que presentan irritaciones.
• Terapéuticos-Estos son recetados por los médicos. Algunos se recomiendan para el tratamiento de la soriasis, micosis cutáneas (infección de la piel por hongos) y para la limpieza profunda del cutis.
Si experimentas irritación o alguna irregularidad en tu piel luego de utilizar el jabón, debes ir al dermatólogo. Puede que te recete alguno de utilización específica.

No hay comentarios:

Publicar un comentario